La actividad, que es la antesala a la cabalgata de reyes, ha contado con más de 8.000 porciones de roscón de Reyes, 500 litros de chocolate, así como un total de 1.000 regalos y animación para los más pequeños.